Resistir


Combatir clandestinos a los poderes del estado.
Preparar las huelgas que golpeen al capital.
Derribar las Bastillas del terror y marchar hacia el Palacio de
Invierno.
Amarse en las calles en las grandes asambleas populares.
Calentarse alrededor de Iglesias ardiendo.
Saber que la derrota es una circunstancia.
Resistir.
Nuestro enemigo no es ni la naturaleza humana ni el destino.
Es cobarde y tiene miedo y por eso tantos muros y policías lo defienden.
Lo que decide es la lucha.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s