Libia sobre la guerra civil y el doble poder


El proceso Libia ha significado un salto de calidad desde el punto de vista de las acciones, el doble poder y la violencia poniendo en el centro de la revolución árabe y del pensamiento estratégico de los revolucionarios la cuestión de la guerra civil y la insurrección armada.

Según informan los medios el control de las ciudades insurrectas –sobre todo en Bengazi y Tobruk- están bajo el mando de los comités populares (http://www.elpais.com/articulo/internacional/Rebeldes/ciudadanos/organizan/vida/cotidiana/zonas/liberadas/elpepiint/20110226elpepiint_2/Tes).  Es cierto que en los mismos, en la fase actual de la revolución libia y por el peso de la tribalización, pueden estar actuando  todo tipo de ideas reaccionarias. El frente de oposición a Kadafi es de un amplio espectro y hoy por hoy parecería seguir unificado en los esfuerzos de tomar Tripoli. Sin embargo, desde el estricto punto de vista de la resultante de un proceso revolucionario, estos comités son hoy por hoy un punto de referencia  avanzado ya que expresan una tendencia al autogobierno de las masas.  La Yamahiriya (republica de las masas) esta teniendo lugar en el surgimiento de los comités populares , luchando contra Kadafi,  como producto de la insurrección popular. De caer Tripoli y lograr mantener unida a Libia, el imperialismo, los lacayos de la burguesía libia y los clanes tribales tendrán que lidiar contra este doble poder  (no estoy omitiendo juicio acerca del papel que juega la clase obrera en el proceso, simplemente señalando la existencia de este fenómeno como lo más dinámico de la revolución).

La insurrección pudo avanzar porque logro quebrar al Ejercito libio (aparentemente hay un sector que se quiere preservar como fuerza de recambio) y ganarse a los soldados. Como sostiene George Freedman de STARFORT:  “Los revolucionarios no pueden derrotar a hombres armados. Pero si los hombres armados, en su totalidad o en parte, se pasan al bando revolucionario, la victoria es posible. Y este es el evento clave”. Cuando esto sucede “Si

la división en el ejército es más o menos igual y profunda, esto podría conducir a una guerra civil. De hecho, un camino para el éxito de una revolución es pasar a la guerra civil, convirtiendo a los manifestantes en un ejército, por así decirlo” (GF).  Es decir que la revolución es el pueblo armado

La situación libia ya esta en el estadio de la guerra civil y en esto retoma el tema de la violencia revolucionaria como partera de la revolución. No hay medias tintas. Tomemos un ejemplo, como la revolución mexicana. La División del Norte derroto a las tropas del manco Obregon y tomo Ciudad de México, obligando a los restos del ejército constitucionalista de Obregon y del gobierno de Carranza a refugiarse en Veracruz. Los ejércitos campesinos decidieron no tomar Veracruz como recomendaba el general Angeles, eso le dio tiempo a Obrergon a recuperarse en un puerto clave y recuperar al tiempo Ciudad de México y derrotar a los bravos soldados villistas. En Libia para concluir para que la revolución termine con el viejo régimen tiene que caer Tripoli. Si no cae el bunker de Kadafi,  este retoma la iniciativa y en una cruenta guerra civil perpetra un genocidio o el país se parte en pedazos (dicho al pasar, los apologistas chavistas de Kadafi ven en el la figura de una revolución nacionalista, sin embargo, su régimen no termino con la estructura tribal de la sociedad libia, el kadafismo convivio con ella, es decir no fue siquiera el instrumento de una revolución democrática).

La fase antikadafista de la revolución ha iniciado la guerra civil y muy probablemente para vencer tenga que pasar por un baño de sangre.  De vencer el proceso, la diferenciación interna entre explotados y explotadores saldrá a luz pronto, la lucha de clases será entre fracciones sociales armadas. La existencia de los comités populares se volverá intolerable para cualquier plan de intervención imperialista o de reconstrucción del poder por algunas del antiguo régimen. La revolución libia prefigura las instituciones de un poder constituyente de las masas. Teórica y programáticamente los revolucionarios tenemos que retomar las discusiones sobre el doble poder, la guerra civil y la lucha armada que recorrieron toda la historia del movimiento obrero y los movimientos de liberación nacional. Es un elemento clave en el combate por la dirección obrera y socialista de la revolución árabe y la reconstrucción de la subjetividad combatiente del proletariado internacional.

La revolución árabe esta marcando el despertar de una nueva aurora de revoluciones de los oprimidos. Viva la revolución árabe.

Anuncios

2 comentarios en “Libia sobre la guerra civil y el doble poder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s