mirando el cielo de diamantes


mirando el cielo de diamantes

El lenguaje es fascista, decia Barthes. Desnudar su significado, arrancarle la piel y somertelas al tumulto. Violarlas, hacer de ellas carne picada, flor carnivora, agua de rosas, muerte (y la verga del grumete estremece a las estrellas). Navegar en la incertidumbre de los signos y la gramatica, guerra civil de la prosa, las manos acarician las tetillas de una loca encerrada en la parole. Habla como un cuadro pintado al oleo, subita mentira.
El silencio estremece. Como las luces rojas el azul profundo de la noche. Como el sentido político de la duda.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s